Pestañas

lunes, 25 de mayo de 2015

En busca de la química de Goya

Hoy quisiera compartir con vosotros un reportaje sobre el Instituto de Patrimonio Cultural de España (IPCE), organismo depediente del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte que se enfrenta a auténticos retos en materia de restauración. En este reportaje, los entrevistados describen el proceso interdisciplinar por el que pasa la obra de arte desde que entra en el Instituto hasta que sale, pasando tanto por los estuvios previos, como por los análisis científicos y por los laboratorios de restauración.

Una de las entrevistadas es Marisa Gómez, toda una eminencia dentro del mundo de la Química aplicada a la Restauración. En el reportaje Marisa está estudiando en un microscopio diminutas estratigrafías pictóricas (imperceptibles a simple vista) que ofrecen una gran cantidad de información. El estudio del color y de la composición química permiten, por ejemplo, descubrir si la figura de mujer que apareció tras un estudio con rayos X en una primera capa debajo del retrato de Goya de Jovellanos (1780-1782, del Museo de Bellas Artes de Asturias) es obra del propio pintor. Al parecer, dicha mujer sería la noble María Teresa de Vallabriga.

El archivo químico de los colores también serviría para una posible autentificación. Respecto a esto, Marisa explica que "si el cuadro tuviese blanco de zinc sabríamos inmediatamente que no es de Goya" (porque el pigmento es posterior al pintor). El cuadro aún tiene que ser examinado con ultravioleta e infrarrojos antes de proseguir su camino.

Cuadro de Jovellanos de Goya junto a una fotografía de su radiografía que muestra el retrato de una mujer escondido en capas inferiores.
Los primeros análisis del Ribera procedente de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando, datado en 1620, también revelan restauraciones anteriores muy agresivas. Los rayos X muestran repintes clarísimos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada